Qué comer en Madrid: 18 platos típicos de la gastronomía madrileña

Hay tantos platos típicos que comer en Madrid que lo mejor es que te organices con tiempo para que así, durante tu visita, puedas probarlos todos… ¡y para eso estamos nosotros aquí!

La gastronomía madrileña es muy auténtica y tradicional, con platos sencillos que ha ido evolucionando desde una cocina de aprovechamiento total y basada, sobre todo, en la carne.

Desde los guisos, como el famosísimo cocido, a varias recetas, digamos, “originales” que no son fáciles de encontrar fuera de la ciudad, pasando por supuesto por las tapas y la bollería artesana, aquí te dejamos los mejores platos que comer en Madrid, las bebidas más comunes y deliciosos postres. Prepárate, ¡que empezamos!

Ojo, ¡que no solo de gastronomía madrileña vive la capital! Allí es también fácil encontrar platos típicos de prácticamente todo el país (¡échale un ojo a este post sobre qué comer en España para ir abriendo boca!) como la paella, el gazpacho, la crema catalana o una rica fabada. Por cercanía, además, casi se enlaza con la cocina de las dos Castillas: cochinillo y otros platos que comer en Segovia, cordero, sopas de ajo, migas…

Si prefieres tomarte un respiro de la comida más tradicional, en Madrid no vas a tener problema para encontrar buenos restaurantes internacionales. ¡Será por opciones!

Si quieres disfrutar de todos los manjares que la capital de España puede ofrecerte, pero sin quedarte con el bolsillo temblando, pásate por este post donde te recomendamos más de 15 restaurantes, bares y cafeterías donde comer barato en Madrid

Puesto de comida en el mercado de San Miguel en Madrid, España
El mercado de San Miguel es uno de los mejores sitios para tapear en Madrid

Si hay algo típico en la gastronomía española son las tapas, ¡y Madrid no iba a ser menos! Tortilla, jamón, patatas bravas… Para asegurarte de que no te pierdes ninguna de las más famosas, mientras pasas un buen rato, puedes apuntarte a este tour de tapas por Madrid. Para una experiencia typical Spanish aún más completa, también hay una opción de tour de tapas con espectáculo de flamenco incluido.

Después de haber escrito qué comer en Londres, qué comer en Australia o qué comer en Perú, no podíamos no publicar un artículo sobre una de las ciudades donde mejor hemos comido en el mundo. ¿Te vienes a descubrir los platos típicos de Madrid? ¡Te prometemos que con hambre no te vas a quedar!

1. El cocido, el plato más típico que comer en Madrid

Si hay un plato imprescindible que comer en Madrid, ese es el cocido. ¡No te puedes ir sin probarlo!

Este delicioso plato único es un guiso a base de garbanzos, diferentes tipos de carne y verduras. Es especialmente popular en invierno pero, si eres de los que piensas que con los taitantos grados de calor veraniego madrileño “no pega” tomarse un cocido, desde la experiencia te decimos que ¡se disfruta igual!

El cocido madrileño típico se cocina a fuego lento y se sirve en tres vuelcos:

  1. El caldo, generalmente con fideos finitos. Cuanto más color tenga este caldo, ¡más rico y sabroso! Hay gente que aquí añade los garbanzos y algunas verduras.
  2. Los garbanzos y las verduras. Éstas suelen ser zanahoria, patata y repollo, además de su sofrito. En algunos restaurantes se sirven también salsa de tomate casera y guindillas para acompañar.
  3. La carne. Aquí hay mucha variedad: chorizo, tocino, morcilla, codillo, carne de gallina o de pollo, ternera y mi favorito, el hueso de jamón.

¡Importante! No olvides pedir (mucho) pan para acompañar tu cocido y pringar hasta que quede el plato bien limpio.

Como ocurre con la mayoría de estrellas de la gastronomía española, el cocido tiene un origen muy humilde: Había que aprovechar todo lo que había por casa (verduras, sobras de carne…) para crear un plato único, caliente y muy calórico para quienes se pasaban todo el día en el campo. Se cree que el cocido es una variante del típico cuscús de tiempos de los árabes y de platos sefarditas.

Aunque el cocido es uno de los platos típicos de Madrid más representativos, hay recetas, digamos, parecidas, por toda España. Un buen ejemplo son los mismos cocido maragato (de León) o montañés (de Cantabria) o los potajes andaluces. A nosotros nos apasionan los platos de cuchara ¡y contamos las horas para volver a disfrutar de ellos!

Es el plato estrella de muchos restaurantes, pero el cocido es también una de las recetas más populares para hacer en casa. Suele cocinarse en fin de semana y, con lo que sobra, queda sopita para varios días. Si hay suerte, se pueden hacer también las mitiquísimas croquetas de cocido.

Algunos de los mejores lugares para comer cocido en Madrid son, además de la casa de la abuela de cada uno (sobre todo de la mía, of course!) los restaurantes La Bola, Malacatín o Lhardy.

Imagen del delicioso caldo del cocido madrileño
Primer vuelco del cocido. ¡Qué color tiene esa sopa!
Imagen del famoso cocido madrileño en el restaurante La Bola en Madrid, España
Nosotros juntamos los garbanzos y la verdura con la carne. Why not?

2. Callos, otro clásico que comer en Madrid

Vale, si no conoces lo que son los callos igual te da un poquito de “cosa” lo que vas a leer, pero te aseguramos que es uno de los platos típicos de Madrid más ricos y, quizá, el más único.

Los callos son las tripas de un animal (generalmente de la vaca o cordero) que se comen guisaditas con morcilla, chorizo y un poco de jamón.

Como en el caso anterior, han sido siempre un plato humilde y barato, hecho a base de sobras y muy consistente, para llenar bien a quienes trabajaban duramente. Hoy, es muy fácil encontrarlos en los restaurantes de Madrid, tanto como ración para compartir como segundo plato.

Es cierto que, en España, no son tan populares fuera de la gastronomía madrileña, sí que creemos que hay recetas similares, con otro nombre, en América Latina. En Italia, la trippa alla romana es uno de los platos típicos que comer en Roma.

Primer plan de un delicioso plato de cocido madrileño
Los callos son uno de esos platos típicos de Madrid que amas o que odias. Nosotros estamos en el primer team, ¡sin duda!

3. Bocadillo de calamares, el más “raro” de los platos típicos de Madrid

Y después de dos platos típicos de Madrid bien castizos, te vamos a hablar del más sorprendente. Y es que ¿cómo puede ser el bocadillo de calamares tan popular en una ciudad tan lejos del mar?

Aunque según fueron mejorando las comunicaciones con el norte de la península, el pescado y el marisco lo tenían mucho más fácil para llegar a la capital, solían ser disfrutados solamente por las clases más pudientes, que sustituían así la carne durante la Cuaresma. Se cree que fue en el siglo XIX cuando, por influencia de los inmigrantes andaluces, el bocata de calamares se popularizó… ¡y hasta hoy! Si quieres leer más sobre esto, echa un ojo a este interesante artículo.

Fuera de esta “polémica”, el bocadillo de calamares no tiene ningún misterio: este molusco se reboza, se fríe y se mete en pan. ¡Nada más y nada menos! Ideal si buscas algo barato y rápido que comer en Madrid.

La Plaza Mayor y sus alrededores son la “zona 0” de estos bocadillos, y lo suyo es acompañarlos de una cervecita. ¡Qué aproveche!

Pareja comiendo un famoso bocadillo de calamares cerca de la Plaza Mayor en Madrid
El bocata de calamares se come en los alrededores de la Plaza Mayor

4. Huevos estrellados

Seguimos esta lista de platos que comer en Madrid con uno de mis favoritos: los huevos estrellados o huevos rotos.

Esta es una de las recetas más fáciles del mundo: patatas fritas con huevos, también fritos por encima. Se toman así tal cual o acompañados por jamón serrano (¡nuestra opción favorita!), aunque cada vez vamos viendo opciones más originales, como chistorra, bacon, opciones vegetarianas…

Se dice que la receta original de los huevos estrellados nació en Casa Lucio, uno de nuestros restaurantes favoritos de Madrid. Suelen servirse como ración, para compartir, pero no hay problema si quieres zamparte un plato entero tú mismo. ¡Resistirse es difícil! 

Comiendo una sabrosa porciones de huevo estrellados en Madrid, España
Los huevos rotos son uno de mis platos favoritos que comer en Madrid… ¡y en el mundo entero!
Espectacular plato de huevos rotos con jamón en Madrid, España
Y con jamón serrano encima, ya están para morirse

5. Los caracoles, otro plato curioso que comer en Madrid

Otro de esos platos típicos de Madrid que suena un poquito raro, pero que tiene bastante público. Son también muy populares en Cataluña.

Lo que llama la atención de este plato es su textura, que es única y difícil de explicar, además la mezcla de sabores que hace con la salsita en que se sirven, que suele llevar varias especias y tiene un toquecillo picante. Por supuesto, lo más importante es que los caracoles estén bien limpios, sin arenilla.

No son excesivamente fáciles de encontrar si no vas “a tiro fijo”, aunque los lugares más famosos para comer caracoles suelen estar hasta arriba los fines de semana al mediodía. En Madrid, se suelen tomar como tapa y más fuera que en casa. 

Aquí tenemos que confesar que es una de esas cosas que comer en Madrid que hace mucho que no probamos, y no nos acabaron de hacer “tilín”… ¡y eso no es propio de nosotros! La próxima vez que vayamos, tenemos ya fichados un par de sitios donde re-probarlos ¡y os contaremos todo!

6. Jamón serrano… ¡o bocata de jamón!

Aunque el jamón serrano no es un plato típico de Madrid per se, ya que el mejor viene del oeste de España (Salamanca, Extremadura, Huelva), en la capital no vas a tener problema para encontrar esta delicia. Por supuesto, ¡no te puedes ir sin probarlo!

En bares y restaurantes es muy común como tapa, en una tabla de ibéricos (servida con embutidos y quesos) o formando parte de otros platos, como hemos visto con los callos o los huevos rotos.

A nosotros nos encanta comerlo de todas las maneras, pero el bocadillo de jamón es perfecto para comer rico y sin perder mucho tiempo si estás de turisteo, para llevártelo de picnic o, simplemente, para picar. En el centro de Madrid, además, últimamente están poniendo muchas tiendas y puestos donde lo venden a un precio relativamente bueno, además de en el mítico Museo del Jamón. Un consejo: si puedes, pídelo con aceite y tomate, ¡delicioso!

Si no quieres perderte nada, pero nada de nada, ¿qué te parece hacer una degustación de productos ibéricos en el centro de Madrid? Incluye jamón, queso, chorizo, salchichón, lomo, torreznos y hasta vino, y te podemos asegurar que los productos son deliciosos y de primera calidad. Con decirte que es el primer sitio al que vamos cuando aterrizamos en Madrid… Para no quedarte con las ganas, puedes reservar aquí mismo:

Degustación de ibéricos en Madrid

Si prefieres vivir una experiencia divertida y diferente, ¿por qué no aprender el arte de cortar jamón? Por supuesto, al finalizar la clase te podrás comer lo que hayas cortado y, además, otros productos ibéricos. Puedes reservar tu clase de corte de jamón con degustación de ibéricos aquí. ¡Qué aproveche! 

Comiendo un delicioso bocata de jamón en la Puerta del Sol en Madrid, España
Andrea solo necesita un delicioso bocata de jamón para ser feliz…
Primer plano con la mas típica comida de Madrid. Cerveza, jamón y pan!
Cerve, jamón y una buena hogaza de pan. ¿Qué más puede uno pedir!

7. Tortilla de patata, un plato que comer en Madrid que no puede faltar

Seguimos con los platos típicos de Madrid con otra de esas españolas universales: la tortilla de patatas.

Es ideal en bocadillo, como ración para compartir en la mesa, o como tapa. En este caso, se suele servir bien sola, con pan o, incluso, acompañada de otra delicia (por ejemplo jamón). Además, cada vez es más común innovar y añadir a la misma tortilla otras verduras o incluso carnes y pescados.

¡Por cierto! Si no quieres entrar en polémicas, no le preguntes nunca a un español si prefiere la tortilla de patatas con o sin cebolla. Personalmente, siempre había sido del team sin; ahora, igual que Andrea, con que esté rica me sirve. ¡A ver con qué opción te quedad tú!

Primer plan de un sabroso plato de tortilla de patatas en Madrid, España
Una tortilla de patatas en su punto perfecto

8. Croquetas

Para Andrea, la felicidad es un plato de croquetas. Creo que es lo que más le gusta de España… ¡incluyéndome a mi! Ahora en serio, ¿conoces a alguien a quien no le guste esta delicia?

Las croquetas son una de las tapas más típicas que comer en Madrid. Quizá las más comunes sean las de jamón, pero es fácil encontrarlas también de bacalao, de setas… y, como te comentábamos antes, las de las sobras del cocido deberían ser Patrimonio de la Humanidad.

Tapa de croquetas en un bar de Madrid, España
Las croquetas son una tapa ideal
Primer plan de una deliciosa porción de croquetas en Madrid, España
Y también son perfectas como entrante, con la comida

9. Entresijos y gallinejas

Al contrario que los anteriores platos, las gallinejas son un producto prácticamente exclusivo que comer en Madrid.

Son básicamente intestinos y entresijos del cordero, que se fríen y se sirven solos o con patatas. La idea nació de la voluntad de aprovechar las sobras del antiguo matadero de Legazpi (hoy, unos de los centros culturales por excelencia de la ciudad).

Ya sabes que nosotros siempre somos sinceros, y esta vez no iba a ser menos. Nunca hemos probado ninguno de estos platos típicos de Madrid. No porque suenen un poco “extraños” ni porque no nos apetezcan, sino porque no sea ha dado la ocasión. Nosotros somos de probar todo, ¡así que la próxima vez lo comemos y te contamos!

10.Patatas bravas y alioli

En cualquier lista de platos que comer en Madrid no pueden faltar las patatas bravas o alioli. Aunque las primeras son, quizá, más populares, te recomendaríamos que probaras las dos. ¡Ya nos dirás qué te parecen!

A nosotros nos encantan, como tapa con una cañita o como entrante o acompañante para compartir a la hora de la comida. También tenemos que decir que, sobre todo las bravas, son muy fáciles de encontrar, incluso en el extranjero, así que nos hemos ido aficionando cada vez más con el tiempo.

Las recetas de estos platos típicos de Madrid no pueden ser más sencillas y económicas. Ambos platos son, básicamente, patatas (fritas las bravas y cocidas las alioli) cortadas en daditos, que se acompañan de una de estas dos famosas salsas. La brava lleva tomate y frito y pimentón, mientras que la alioli está hecho a base de aceite y ajo. Ninguna de las dos opciones pica, aunque sí son sabrosas.

Típica tapa de patatas bravas y aioli en bar de Madrid, España
¿Por qué elegir entre los platos típicos de Madrid si los puedes tener de dos en dos?

11. El bacalao, más pescado que comer en Madrid

El bacalao ha sido, desde siempre, uno de los pescados más populares para comer en Madrid, seguramente a la facilidad de conservación y transporte.

En la capital española son muy típicas las deliciosas croquetas de bacalao, por las que hay colas y suspiros en su templo, Casa Labra.

Ya más en casa que en los restaurantes, se come bastante el potaje de cuaresma o de vigilia. Este guiso, a base de garbanzos, espinacas y el mismo bacalao, es muy tradicional durante la cuaresma y la Semana Santa. Durante siglos se ha prohibido comer carne en esas fechas y este rico plato era la alternativa perfecta.

Famosas porciones de croquetas y tejadas de bacalao en el La Labra en Madrid, España
Tajadas de bacalao a la izquierda y croquetas de lo mismo a la derecha. Sin duda, el bacalao es uno de los pescados más populares que comer en Madrid

12. Más platos típicos de Madrid «originales»: Oreja y morro

Seguimos con los “desperdicios” de los animales de granja. Como ves, en la ciudad no se tiraba nada, y eso nos ha dejado muchos de los platos típicos que comer en Madrid más auténticos y únicos.

La oreja a la plancha y el morro (o careta de cerdo) a la brasa son platos independientes, pero hemos pensado ponerlos en el mismo punto porque son bastante parecidos. Ambos se cortan en tiras y se asan a la parrilla, sirviéndose como ración o como tapita.

A mi personalmente me apasiona el morro y reconozco que me costó “pillarle el punto” a la textura cartilaguinosa de la oreja, pero ahora me gusta.

13. Banderillas

¡No todo iban a ser guisos, fritos y tapitas en esta lista de platos típicos de Madrid!

En la capital, y en general en toda España, son muy populares las aceitunas y, en general, los encurtidos. Las primeras se ven mucho como aperitivo o como tapa sencilla y económica, sobre todo si son aceitunas de Campo Real, producidas en la misma Comunidad de Madrid. Los segundos se ven mucho en puestos de mercados y ferias, sobre todo en la más castiza: la de San Isidro.

La combinación estrella son las banderillas. Como seguro estás imaginando por su nombre, son unos palitos en los que se ponen pepinillos, pimiento rojo o guindilla, una cebolleta y aceitunas, y su sabor es ligeramente avinagrado. A veces, también se añade alguna anchoa, que le da un extra a esa mezcla de sabores.

Sin duda, un plato muy rico y diferente que comer en Madrid.

14. Churros con chocolate, el más dulce de los platos típicos de Madrid

¡Ahora empieza lo dulce en esta lista de platos que comer en Madrid! Y el primero no podía ser otro que los famosísimos churros con chocolate.

Este dulce plato es también muy típico en el resto de España y en muchos puntos de América Latina. Se cree que se empezó a popularizar en la capital en el siglo XIX por su bajo coste y facilidad de conseguir. Hoy, aunque es cierto que se pueden encontrar congelados en algunos supermercados para poder hacer en casa, salir a comer chocolate con churros es casi más un acto social. Lo normal es ir a alguna chocolatería, o churrería, con amigos o familiares.

Los churros son una masa frita y ligeramente azucarada que se suele servir recién hecha y con forma ovalada. Estos se pueden comer solos, pero lo normal es mojarlos en una buena taza de chocolate caliente espesito, que se bebe una vez te has zampado los churros.

Otra variante, dentro de los platos típicos de Madrid, son las porras. Son igualmente una masa frita como los churros, pero más gorditas y un poco más “huecas” por dentro. La ración “normal” suele ser de cinco churros o de dos o tres porras, aunque también puedes combinarlos. A mi, personalmente, las porras me caen mucho más pesadas…

Aunque en algunos restaurantes españoles o latinos que nos encontramos por el mundo vemos los churros con chocolate ofrecidos como postre, la verdad es que en España esto no es nada común. Es un alimento muy pesado y consistente, por lo que en Madrid se suele tomar como desayuno, sobre todo los fines de semana o de mañaneo después de una larga noche de fiesta (mención aparte merece la noche de Fin de Año y esas colas en San Ginés…). También están muy ricos como merienda un poco más “especial”, si sales con amigos.

Sin duda, uno de esos platos típicos de Madrid que tienes que probar ¡sí o sí! Sobre todo si te gusta el dulce. ¡Ya nos contarás!

Famosa porción de churros en la mítica chocolatería San Ginés en Madrid, España
Chocolate con churritos en San Ginés, un clásico entre la comida típica de Madrid
Imagen de unas porciones de churros y porras, típica comida de Madrid
Como ves, los churros y las porras se venden también mucho para llevar y son un desayuno perfecto cuando tienes amigos o familiares en casa

15. Rosquillas del Santo

Las rosquillas son uno de los dulces más tradicionales que vas a poder comer en Madrid. Muy comunes como desayuno y como merienda, las más importantes, por decirlo de algún modo, son las del Santo.

Se llaman así porque se venden, básicamente, durante las fiestas en honor a San Isidro, el patrón de Madrid, el 15 de mayo. Alrededor de esas fechas, las encontrarás en algunas pastelerías y, por supuesto, en los puestos de la famosísima pradera de San Isidro, donde se celebran la feria y las verbenas.

Aunque cada vez van sacando más variantes, las rosquillas del Santo clásicas que comer en Madrid son:

  • Tontas. Las más sencillas, sin agujero en el medio ni nada por encima. Ideales para mojar
  • Listas. Son como las anteriores, pero cubiertas por limón y azúcar. ¡Riquísimas!
  • De Santa Clara. Estas suelen ser un poquito más grandes y ya tienen el agujerito. Están cubiertas de una capita blanca de merengue seco.

Vamos, que si tienes la suerte de que tu viaje a Madrid coincida con San Isidro, nuestra recomendación es que compres en el momento y que te lleves para tomar en casa. Aguantan varios días ¡y están riquísimas!

Hablando de santos y de dulces que comer en Madrid, no podíamos dejar de hablar de los buñuelos y los huesos de santo. Los primeros son una masa redonda de harina que se fríe y se rellena, sobre todo de crema, nata, trufa o cabello de ángel. Los segundos son una especie de mazapán de forma cilíndrica y rellenos de yema. No se refieren a San Isidro, sino a la festividad de Todos los Santos (1 de noviembre) así que, a partir de esa fecha, ¡aprovecha y arrasa en las pastelerías de la ciudad!

16. Las torrijas en Semana Santa, un imprescindible que comer en Madrid 

Una de las opciones dulces más conocidas de la gastronomía madrileña son las deliciosas torrijas.

Son una receta muy facilita y deliciosa. Se hacen con pan (generalmente ya duro) empapado en huevo, que se reboza en huevo y se fríe. Luego, se puede añadir miel, canela, azúcar…

Se suele tomar solo durante la temporada de Semana Santa, por eso se aprovecha a tope. Y es que las torrijas apetecen para desayunar, como postre, para merendar…

Salvando las distancias, recuerdan un poco a las french toast… ¡Aunque nosotros nos quedamos con las torrijas! Son uno de nuestros platos típicos de Madrid favoritos. Ahora nos toca aprender a hacerlas y viciarnos todo el año.

Comiendo las famosas torrijas en el centro de Madrid, España
Café con leche, zumo y torrijas es un desayuno bastante típico en la época de Semana Santa

17. Napolitana y palmera de chocolate

Vale, quizá estos platos típicos de Madrid no tienen la “solera” de los dulces anteriores, pero te aseguramos que son de los más comunes y deseados por los madrileños.

Estos dos deliciosos bollos artesanos apetecen siempre, para qué engañarnos, aunque lo normal es tomarlos con café para desayunar o merendar.

La napolitana es una masa de hojaldre de forma rectangular, que se rellena de dulce o salado. Son muy populares las de chocolate, crema, mermelada, jamón cocido y queso, atún… Por encima, suelen tener almendras tostadas y pueden servirse frías o calientes. Recuerdan al francés pain au chocolat y, por extensión, al croissant.

La palmera es igualmente hojaldre, pero más durito y con forma de palmera (aunque nosotros lo vemos más como un corazón). Se venden grandes, como bollería, o más pequeñitas, en plan pastas de té. Las más famosas son la de chocolate y la de yema de huevo.

¿El mejor sitio donde probarlas? Sin duda, la pastelería Mallorca, una institución en la Puerta del Sol. Allí están tan ricas que ya te avisamos que ¡enganchan!

Comiendo una famosa napolitana de La Mallorquina, en Madrid
¡Mi reino por una napolitana de La Mallorquina, gracias!
Interior de una típica tienda de chuches en Madrid, España
Si lo que quieres son gominolas y bolsas de snacks, en Madrid hay muchísimas tiendas de chuches y frutos secos

18. Qué beber con los platos típicos de Madrid

Vamos a poner la guinda a esta lista de platos típicos de Madrid con las bebidas que pueden acompañarlos de un modo u otro.

Si vas a viajar a la capital de España, no te puedes ir sin pedir algunas de sus bebidas más populares, como:

  1. Café con leche: El café más famoso de la zona y, como su nombre ya indica, no puede ser más simple: es el café expresso, según sale de la máquina, con leche. Si no eres muy fan de las grandes temperaturas o no quieres perder media mañana de tu visita esperando a que se enfríe el café, lo mejor es que pidas la leche fría. Se le suele echar azúcar y se toma para desayunar, a media mañana o en la merienda. Que nadie se nos enfade, pero no es nuestro café favorito…
  2. Una caña de cerveza Mahou: En Madrid la cerveza se toma en caña y la más famosa no podía ser otra… La Mahou es made in Madrid desde finales del siglo XIX y es la mejor compañera que cualquier cervecero de la capital pueda haber tenido (cómo olvidar los tercios en la cafetería de la universidad o las litronas en cualquier plaza… ¡juventud divino tesoro!). Aunque no es raro tomar cerveza con la comida, lo más común es tomarla al salir a tapear a mediodía o por la tarde y, por supuesto, cuando se sale por la noche. Al contrario que en otros países, encontrar cerveza sin alcohol en Madrid es muy fácil y está prácticamente en todos lados.
  3. Chinchón: Esta bebida alcohólica, parecida al anís, es típica del bonito pueblo del mismo nombre, y se suele tomar después de comer. Otro licor que se ve mucho por Madrid es el pacharán. Aunque es navarro, muchos madrileños lo hacen ellos mismos en casa con endrinas recogidas en los pueblos de los alrededores.
  4. Vermut (o vermú): Aunque no se produce en Madrid, este tipo de vino es muy popular para tomar los fines de semana a mediodía, ya sea de grifo o de botella, bien acompañado por sus tapitas.
  5. Agua del grifo de Madrid: ¿Qué mejor manera de cerrar esta lista con lo mejor que comer en Madrid que recomendándote que bebas agua? Es difícil encontrar un madrileño que beba, en su casa, agua embotellada, pues la del grifo es de mucha calidad y buen sabor. La bebida más sana es, en este caso, también la más barata… aunque, en el caso de Madrid, y al contrario de lo que sucede en otros países y comunidades autónomas, los hosteleros no están obligados a darte agua del grifo de cortesía. Te recomendamos que, si vas a un restaurante, preguntes antes de nada si es posible y si hay que pagar.

No hay vino madrileño como tal, pero la capital tiene la suerte de estar muy cerca de dos de las zonas con los mejores vinos de Europa, como son La Mancha y la Ribera del Duero. Por eso, no vas a tener problema para acompañar tus platos típicos de Madrid con estos caldos. Si eres un apasionado de la enología y te apetece aprender más sobre los vinos españoles, puedes dedicar un día de tu visita a Madrid a hacer alguna de estas excursiones tan bien valoradas:


¡Y hasta aquí esta deliciosa lista con un montón de ideas que comer en Madrid! Estamos seguros de que nos hemos dejado varias cosas, como por ejemplo los melones de Villaconejos o los espárragos de Aranjuez, pero hemos querido enfocarlo a platos que se encuentran en restaurantes o cafeterías, más que en los mercados.

Como vamos a la ciudad bastante a menudo, nuestra idea es ir ampliando el post si vamos descubriendo nuevas delicias. Hasta entonces, ¿nos cuentas cuál, entre todos estos platos típicos de Madrid, es tu favorito? Si nos lo dejas en comentarios, otros viajeros también podrán beneficiarse de tu criterio. ¡Muchas gracias!

AHORRA y prepara tu viaje a Madrid

Seguro de Viaje Iati, con un 5% de descuento AQUÍ
Vuelos baratos a España
Alojamiento al mejor precio en Madrid o Barcelona
Descuento de 25€ para tu apartamento de Airbnb AQUÍ
Excursiones, traslados y free tours en español en España AQUÍ
Coches de alquiler baratos en España AQUÍ
Guías de viaje más completas AQUÍ

En este post encontrarás links de afiliados. Si decides utilizarlos, a ti no te costará ni un céntimo más y nosotros nos llevaremos una pequeña comisión, que nos ayuda a seguir viajando y manteniendo este blog. ¡Muchas gracias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *